Resumen Copa Sevilla de Tenis 2015. Voluntariado.

Pulsa la imagen para ver la revista resumen

Pulsa la imagen para ver la revista resumen

Aquí tenéis la revista resumen de la Copa Sevilla 2015. Un espectáculo al que nunca había ido y la verdad que ha hecho que mi aficionado del tenis que llevo dentro salga un poco más. Para el recuerdo quedarán muchas fotografías de esta semana como “mi primer torneo de tenis” como los que ya tengo de “mi primer partido de fútbol” o “mi primer partido de baloncesto”. Esto sólo tiene un nombre y se llama progreso. Progresar para crecer como fotógrafo y para crecer necesito experiencia y en eso estoy.

Challenger tenis 2015-69

Hoy quería hacer un homenaje a unos niños que sin ellos el torneo no hubiera sido posible. Son los 57 niños entre edades de 8 y 14 años que han ayudado a que el torneo saliera como ha salido. Redondo.

Y es que estos niños han estado en todos los partido pasando calor, con las gorras mojadas en agua para combatirlo y han colaborado con tenistas, jueces y aficionados. Como anécdota, en la misma final entre Cachín y Carreño, a un chico le dieron un bolazo y el pobre sólo pudo reírse y reírse. El juez de silla le preguntó que si esta bien y él sólo podía reírse.

Final Copa Sevilla-16

Chico en la final riéndose tras recibir un bolazo en la final.

En definitiva, un colectivo del que nadie se acuerda y que, sin ellos el torneo no se llevaría a cabo. Tanto de recoge-pelotas, en los marcadores, en la grada, asistiendo a los jugadores… un sinfín de actividades de los que se encargaban estos niños de gorra roja y camiseta roja o naranja. 

Uno de sus cometidos, recogepelotas.

Uno de sus cometidos, recogepelotas.

Sobre todo en los partido del mediodía (el torneo en sus fases previas se ha jugado desde las 11:00 hasta cerca de las 23:00h) han estado muchísimas horas pasando una calor que casi no se aguantaba, estando en su sitio y refrescándose casi en cada parada del juego.

Chico corriendo para pasar la bola a un compañero.

Chico corriendo para pasar la bola a un compañero.

A la mayoría les gusta el tenis y aprovechaban para pedir autógrafos, fotos o cualquier prenda que pudiera ser el regalo de su estancia en el torneo. Raro era no ver a uno de ellos con la gorra firmada por algún jugador del torneo, especialmente por Pablo Carreño, ídolo de los niños.

Las toallas también era cosa suya.

Las toallas también era cosa suya.

Él se encargaba de colocar los puntos en los marcadores.

Él se encargaba de colocar los puntos en los marcadores.

En definitiva un torneo espectacular que ha atraído a más de 1.200 personas el día de la final, con un lleno en las gradas, además de los días anteriores con una afluencia de público constante, sobre todo donde había un español en liza. El año que viene esperemos que sea igual o mejor.

Copa Sevilla Challenger 2015-180

¿Cuál será el siguiente reto? 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *